Posted on

¿Un cachorro en tu jardín?

un cachorro en tu jardín

Todos están felices con el nuevo integrante de la familia. Pero un cachorro en tu jardín requiere que te prepares, que le dediques tiempo para prevenir. Claro, lo disfruta casi tanto como tú, pero “a su manera”.

El jardín no es cualquier lugar

El jardín para muchas personas resulta ser el lugar favorito del hogar. Para otras es casi una especie de “santuario”, pues las plantas aportan calma y nos dan alegría. Tan solo descansar en un sitio verde y tranquilo puede ayudarnos a descargar la ansiedad y recuperar la quietud.

Posiblemente lo primero que pensaste cuando esperabas tu cachorro es que también para ella sería el sitio ideal.

Tu perro disfruta el jardín, pero de otra manera

Pero, en muchos casos, los perros, pueden deshacer en una sola tarde todo el trabajo de jardinería que has hecho en meses. Por eso, para que puedas disfrutar de ambos sin ningún problema, puedes tener en cuenta los siguientes consejos y trucos para evitar que tu mascota destroce tu jardín:

Educa con amor a tu cachorro

Una vez que abras la puerta del jardín para que pueda entrar, intenta tranquilizarlo y haz que se siente o tumbe. Si es necesario, en principio sácalo con la correa y guíalo en el recorrido de tu jardín.

Construye un camino entre las plantas 

Para que al pasar no pise y arruine tus plantas, puedes crearle un camino y acostumbrarlo a caminar por él.  No puedes enojarte de que no respete su espacio si él no tiene uno.

Juega con él

Si juegas con él aprenderá a disfrutar con sus juguetes. Así, cuando esté solo, deja a mano los juguetes con los que suele entretenerse (como una pelota). La idea es evitar jugar con las plantas. Trátalo siempre con respeto, amor y comprensión; así aprenderá a tratarte a ti y a tus plantas de la misma manera.

Cerca las plantas 

Poner una reja baja para rodear tus plantas puede dificultarle a tu mascota acceder a ellas o pisarlas al pasar. Ten en cuenta que deberás evitar las plantas que puedan ser tóxicas para tu mascota.

Usa ahuyentadores naturales para evitar que orinen tus plantas o macetas

Si mezclas vinagre con naranja, o limón con agua, crearás naturalmente un aroma que evitará que tu mascota marque el territorio con su orina.

Saca a pasear a tu mascota con frecuencia

De esa manera, además de ayudarlo (¡y ayudarte!) a caminar y hacer ejercicio, le enseñarás que el jardín es su casa, e incluso que puede hacer sus necesidades fuera de ella.

Señales de ansiedad

Si destroza tu jardín, quizá tu mascota está ansiosa por algún cambio que estás viviendo tú. Puede estar comiendo tus plantas porque esté sufriendo algún malestar digestivo o falta de nutrientes. Si fuera así llévalo al veterinario por un control.

Referencia: HGTV

SUSCRIBETE A NUESTRO BLOG Tienda

Related posts